Yoga Sūtras

Aforismos sobre Yoga de Patañjali

Inicio-Home | Aṣṭāṅga Yoga | Yoga Sūtras | Escrituras | Artículos | Textos en pdf | Glosario

Samādhi Pāda | Sadhana Pāda | Vibhūti Pāda | Kaivalya Pāda

Anterior | II.47 | Siguiente

Actualizado: febrero, 2017

 

प्रयत्नशैथिल्यानन्तसमापत्तिभ्याम्॥४७॥

prayatnaśaithilyānantyasamāpattibhyām ||47||

[La postura se vuelve firme y cómoda] mediante la relajación de la tensión y la fusión con la infinitud [del espacio]

(Traducción propia)

(Otras traducciones)

Vyaas Houston

āsana-postura (se vuelve estable y confortable) debido a la relajación del esfuerzo y al samāpatti–fusión cognitiva con el infinito

Georg Feuerstein

[La práctica correcta de la postura se acompaña] de la relajación de la tensión y la coincidencia [de la conciencia] con el infinito

Christopher Chapple y Yogi Ananda Viraj

De la relajación del esfuerzo y la unidad sin límite

P. V. Karambelkar

(La ejecución debe poseer) las dos (es decir) (total) relajación del esfuerzo (y) anantasamāpatti (fusión mental con algo ananta, es decir, infinito)

James Haughton Woods

Mediante la relajación del esfuerzo o mediante un estado de equilibrio [mental] con referencia a Ananta

Pandit Usharbudh Arya

[La postura se perfecciona, se hace estable y confortable] a través dela relajación del esfuerzo y la coalescencia [de la conciencia] con el infinito, o con la infinitud

20. Phulgenda Sinha

La āsana se efectúa a través del procedimiento de esfuerzo y relajación hasta su conclusión

Emilio García Buendía

(Se alcanza la estabilidad del āsana) por la disminución del esfuerzo y por el estado de unión con el infinito

Oscar Pujol

Gracias a la relajación del esfuerzo o la absorción en el infinito

 

Vocabulario

prayatna-śaithilya-ānantya-samāpattibhyām

prayatna-śaithilya-ānantya-samāpattibhyām (mediante la relajación de la tensión y la fusión con la infinitud)

 

prayatna-: esfuerzo de voluntad, perseverancia, empeño.

—El prefijo pra de prayatna precisa que el esfuerzo es inteligente, medido, adaptado con habilidad. El esfuerzo es justo, adecuado, modulado correctamente cuando la relajación de las tensiones inútiles alcanza la perfección. Porque es la cualidad de descontracción la que da la medida de la inteligencia en el esfuerzo (Marechal, Claude “Viniyoga”).

śaithilya-: relajación, aflojamiento, debilitamiento, flojedad, laxitud.

ānantya-: infinitud, eternidad.

samāpatti (samāpattibhyām): (f, abl, du) mediante la coincidencia, a través de la unidad, a partir de la fusión, con la reunión; 1) mediante la identificación completa, fusión o coincidencia.

 

Otras variaciones del texto original:

prayatnaśaithilyānantasamāpattibhyām

 

Vyāsa — Yoga-Bhāṣya (s. V.)

 

bhavatīti vākya-śeṣaḥ | prayatnoparamāt sidhyaty āsanaṃ yena nāṅgam-ejayo bhavati |

“Se perfecciona” debe añadirse al principio del aforismo para completar su significado. La postura se perfecciona mediante la relajación de la tensión. Con dicha (relajación de la tensión) cesa la agitación corporal.

—Según Vācaspati Miśra, un esfuerzo natural que sostenga el cuerpo no es la razón de ser de āsana. Si así fuera, carecería de propósito inculcar lo que podría perfeccionarse naturalmente. Por eso, el esfuerzo natural no perfecciona āsana...; para ello se debe hacer uso de un esfuerzo que consiste en la relajación del esfuerzo natural. Según Vyāsa, cuando cesa el esfuerzo, la postura es completa, de manera que no hay agitación en el cuerpo (Moreno Lara, Xavier “El Yoga clásico”).

 

anantesamāpannaṃ cittam āsanaṃ nirvartayatīti ||47||

Por otro lado, la postura es perfecta cuando la mente se concentra en el (espacio) infinito.

—La postura es perfecta cuando el espíritu se transforma en infinito (anantasamāpattibhyam), es decir, cuando hace de la idea del infinito su propio contenido (Vyāsa). Vācaspati comenta lo anterior: el que practique el āsana deberá hacer uso de una energía consistente en suprimir los esfuerzos corporales naturales. De otro modo, la postura ascética de que hablamos aquí no podrá ser realizada. En lo concerniente al “espíritu transformado en infinito” significa una suspensión total de la atención a la presencia de su propio cuerpo (Eliade, Mircea “Yoga, inmortalidad y libertad”).

—La āsana debe tener una doble cualidad: la atención y la relajación. En āsana debe haber atención sin tensión y relajación sin embotamiento ni pesadez (Desikachar, TKV “Yoga-sūtra de Patañjali”).

—Se puede considerar al sādhaka firme en su postura cuando ya no necesita perseverar en el esfuerzo. En tal estabilidad, capta la fisiología de cada āsana y penetra en su interior, alcanzando las mínimas partes del cuerpo. De esta forma se desarrolla una mente sensible y con esta sensibilidad entrena la facultad del pensamiento para leer, estudiar y penetrar el infinito. Se halla inmerso en el estado de unidad sin límite que es indivisible y universal (Iyengar, BKS “Light on the Yoga Sūtras of Patañjali”).

—La palabra prayatna, muy común en India, significa básicamente “esfuerzo”; śaithilya indica “relajación”. Por tanto, prayatna-śaithilya podría significar “esfuerzo relajado”; de aquí se deriva que muchos investigadores de los Yoga Sūtras afirmen que lograr la perfección en la postura es “relajarse en la postura con el mínimo esfuerzo”. Esto es más fácil decirlo que hacerlo. Hay cientos de practicantes que no pueden relajarse lo suficiente para adoptar una postura como la del loto, por ejemplo. Tenemos que investigar el significado del término prayatna tal como lo hacían los darśanakāras en otros tiempos. Prayatna, de acuerdo al Nyāya, una de las filosofías hermanas del yoga, es un término un poco difícil. El Nyāya explica prayatna de tres formas distintas. Dos de ellas aluden al esfuerzo para lograr la felicidad (pravṛtti) y para eliminar la infelicidad (nivṛtti). Todo ser vivo hace esto continuamente. Una parte de nuestros esfuerzos se dirigen hacia el logro de la felicidad y otra parte hacia la erradicación de la infelicidad. Pero el tercer tipo de esfuerzo relevante aquí es el esfuerzo vital (jīvana-prayatna). ¿Qué es el esfuerzo vital? Es el aliento o respiración. Se puede decir que prayatna-śaithilya indica una relajación de la respiración. Así, en la práctica de āsana según el Vinyāsa Krama, la respiración debería relajarse y, por extensión, alargarse (dīrgha). La otra parte del sūtra se refiere a samāpatti, o concentración mental. ¿Dónde o sobre qué objeto concentrarse? Se dice que sobre ananta. Hay que investigar el significado contextual de la palabra ananta, traducida como “sin fin” o “sin límites”, y que muchos escritores asimilan a la infinitud. Así, algunas escuelas afirman que mientras se practican āsanas hay que concentrar la atención en el infinito, lo cual es inapropiado —e imposible—, al menos para la gran mayoría de los yoguis. Ananta también se refiere a la serpiente, ādiśeṣa, la encarnación de Patañjali. Por tanto, algunas escuelas sugieren que hay que concentrarse en la imagen mental de ādiśeṣa o Patañjali. Puede ser, pero no parece lógico que Patañjali escribiese que había que concentrarse en su imagen para tener éxito en la práctica de āsana. Entonces, ¿cuál es el significado simbólico de ananta? Se puede considerar que la palabra deriva de la raíz “ana” —respirar. Todos conocemos el grupo de términos referidos a prāṇa, apāna, vyāna, etc., que son los nombres de los cinco prāṇas derivados de la raíz “ana”. De esta forma, en el Sūtra, ananta podría significar “respiración”, y ananta-samāpatti traducirse entonces como “concentración de la mente en la respiración”. Realmente, ananta, el rey serpiente, se asocia con el aire. Mitológicamente la cobra se asocia con el aire. Si se observa el icono de Naṭarāja (el Śiva danzarín) se pueden observar los cinco elementos del universo (tierra, agua, aire, fuego y espacio) representados simbólicamente en Śiva. El cabello en forma de rastras rojas representa el fuego, el Ganges en sus trenzas, el elemento agua; el elemento aire está representado por la serpiente alrededor de su cuello. Así, ananta-samāpatti podría significar concentrar la atención en la respiración o prāṇa. Por tanto, este sūtra quiere decir que mientras se practica āsana, hay que efectuar suaves inspiraciones y espiraciones al mismo tiempo que se concentra la atención en la respiración (Ramaswami, Srivatsa, “My studies with Sri Krishnamacharya”, revista Namarupa, primavera 2007)

 

Bhoja — Rāja-Mārtanda (1018-1060)

||2.47|| tadāsanaṅ prayatnaśaithilyēnā||nantyasamāpattyā ca sthiraṅ sukhaṅ bhavatīti saṅbandhaḥ. yadā yadā||sanaṅ badhnāmītīcchāṅ karōti prayatnaśaithilyē.pi aklēśēnaiva tadā tadā||sanaṅ saṅpadyatē. yadā ||kāśādigata ānantyē cētasaḥ samāpattiḥ kriyatē.vyavadhānēna tādātmyamāpadyatē tadā dēhāhaṅkārābhāvānnā||sanaṅ duḥkhajanakaṅ bhavati. asmiṅścā||sanajayē sati samādhyantarāyabhūtā na prabhavanti aṅgamējayatvādayaḥ.

La construcción de la frase es la siguiente: la postura se vuelve firme y cómoda por medio del aquietamiento del esfuerzo y de la contemplación de lo infinito. Cuando uno se forma un deseo, y se dice: “adopto tal postura”, entonces, se logra esa postura sin dificultad, incluso en el relajamiento del esfuerzo. Y cuando se realiza la contemplación de la mente con referencia a lo infinito, como por ejemplo, el espacio vacío (ākāśa), y se logra la identificación con ello mediante su fijación, entonces, en virtud de la ausencia de la idea del yo (ahaṃkāra) con respecto al cuerpo, la postura no se vuelve fuente de malestar. Conseguida esta conquista de la postura, no prevalecen ya las cosas que obstaculizan el énstasis, como, por ejemplo, el temblor del cuerpo.

 

Śaṅkara Bhagavatpāda — Yoga-Bhāṣya-Vivaraṇa (s. XIV)

Ahora se proporcionan los métodos para el dominio de la postura. La postura debe ser completamente firme. (Esto se consigue) una vez adoptada la posición mediante la desaparición del esfuerzo o (cuando resulta familiar) no ejerciendo esfuerzo en absoluto. De esta forma, la postura se inmoviliza. El universo es infinito, y el estado de ser infinito es la infinitud. Cuando la mente logra el samādhi en aquello que penetra toda existencia, la postura se perfecciona haciéndose firme.

—La idea de que se trata de una especie de meditación en el infinito es apoyada por el primer comentarista en el PYŚ, a saber Śaṅkara (8º o 9º siglo). Al explicar este pasaje, dice, y cito la traducción de Philipp Maas y mía: “O, se fusiona (samāpanna) en el infinito. Infinito (ananta) significa el Todo (viśva); Infinitud (ānantya) es el hecho de ser infinito (anantabhāva). Estando fundido en eso, habiéndolo impregnado, la mente (citta), establecida como el Todo, provoca, es decir, hace firme, la postura” Hay dos puntos clave aquí. Primero, Śaṅkara describía firmemente una especie de meditación en el infinito. En segundo lugar, la manera en que se expresó en sánscrito hace absolutamente seguro que el texto del PYŚ que él está mirando tiene la palabra "ānantya", "infinitud" y no la palabra "ananta" que significa "infinito", que se imprime en la mayoría de las ediciones modernas del texto. Diferentes manuscritos del PYŚ, transmiten dos lecturas diferentes de esta frase. Algunos dicen "ananta", mientras que otros dicen "ānantya". Como Maas ha dicho, los manuscritos más conservadores y originales de los PYŚ tienen la última lectura, "ānantya", y Śaṅkara parece tener acceso a estos manuscritos (Wujastyk, DominikSome Problematic Yoga Sutras and their Buddhist Background”).

 

Samādhi Pāda | Sadhana Pāda | Vibhūti Pāda | Kaivalya Pāda

Anterior | II.47 | Siguiente

© Yogadarshana – Yoga y Meditación