Yoga Sūtras

Aforismos sobre Yoga de Patañjali

Inicio-Home | Aṣṭāṅga Yoga | Yoga Sūtras | Escrituras | Artículos | Textos en pdf | Glosario

Samādhi Pāda | Sadhana Pāda | Vibhūti Pāda | Kaivalya Pāda

Anterior | III.55 | Siguiente

Actualizado: marzo, 2017

 

Vyāsa — Yoga-Bhāṣya (s. V.)

 

prāpta-vivekaja-jñānasyāprāpta-vivekaja-jñānasya vā—

En cualquier caso, se haya logrado o no el conocimiento de la diferencia...

 

सत्त्वपुरुषयोः शुद्धिसाम्ये कैवल्यमिति॥५५॥

sattvapuruṣayoḥ śuddhisāmyekaivalyam iti ||55||

De esta forma, cuando el puro intelecto y el “sí-mismo-esencial” alcanzan idéntica pureza, [surge] el aislamiento trascendental [de la pura observación]

(Traducción propia)

(Otras traducciones)

Vyaas Houston

Con igualdad de pureza entre sattva y puruṣa - kaivalya-la soledad (de la visión)

Georg Feuerstein

Con [el logro de] la igualdad de pureza entre el Sí-mismo y sattva, [se establece] el aislamiento [del Poder de la visión]. Fin (iti)

Christopher Chapple y Yogi Ananda Viraj

En la igualdad de pureza entre sattva y puruṣa, se da el kaivalya

P. V. Karambelkar

En la igualdad de pureza entre sattva (citta) y puruṣa (se establece) kaivalya

James Haughton Woods

Cuando la pureza de sattva el Sí-mismo son iguales se da el Aislamiento

Emilio García Buendía

El aislamiento (se produce) en la igualdad de pureza del sattva y de la consciencia pura

Oscar Pujol

Cuando se produce en igual medida la purificación de la mente y la conciencia se obtiene el aislamiento

 

Vocabulario

sattva-puruṣayoḥ śuddhi-sāmye kaivalyam iti

iti (de esta forma), sattva-puruṣayoḥ (cuando el puro intelecto y el “sí-mismo-esencial”) śuddhi-sāmye (alcanzan la misma pureza), kaivalyam (se produce el aislamiento trascendental de la pura observación)

 

sattva-: existencialidad, esencia, esencialidad, entidad; 1) principio mental, luminosidad mental, el aspecto más puro de la mente; 2) la perfección, la pureza cristalina, la claridad inmaculada, la completa quietud; 3) la pureza, entendida como uno de los tres principios fundamentales de la materia (guṇa).

puruṣa (puruṣayoḥ): (m, gen, du) en el hombre, en el humano, en el “sí-mismo-esencial”; 1) en lo que se asimila al observador o sujeto de las experiencias (dṛṣṭa), a la auténtica naturaleza o naturaleza humana esencial (ātman), a la conciencia-energía o poder que subyace a la conciencia (citiśakti) y al ser interior (adhyātma); 2) sobre lo que lo que permanece consciente reflejándose a sí mismo (pratisaṃvedin) en el intelecto (buddhi).

śuddha (śuddhi-): pureza, limpieza.

sāmya (sāmye): (m, loc, sg) en la igualdad, sobre la singularidad, en la identidad, en el equilibrio.

kaivalya (kaivalyam): (n, nom, sg) aislamiento completo, soledad trascendental, abstracción; 1) capacidad del sí-mismo-esencial para la observación continua, cuando tal observación se presenta sin pensamiento alguno, es decir, “en soledad”; 2) estado de completa cesación como consecuencia de la desaparición de la ignorancia esencial (avidyā) y de la conexión (saṃyoga) entre el observador y lo observado; 3) existencia absoluta o sin condiciones en la cual el aspecto más puro de la mente (sattva) y el sí-mismo-esencial (puruṣa) alcanzan la misma pureza; 4) estado de soledad trascendental del observador (dṛś) en el cual los constituyentes fundamentales de la naturaleza (guṇas) han involucionado y se hallan desprovistos de todo sentido; 5) estado en que la energía subyacente a la conciencia (citiśakti) se halla establecida en si misma; 6) estado similar a la liberación a través de las experiencias (apavarga), autorrealización (mokṣa ), liberación espiritual (mukti), cuarto estado o estado trascendental de la conciencia (turīya) y estado de cesación de todo deseo (nirvana).

iti: (indecl) así, de esta forma, en consecuencia, por tanto, en definitiva, finalmente.

 

Otras variaciones del texto original:

sattvapuruṣayoḥ śuddhisāmyekaivalyam

sattvapuruṣayoḥ śuddhisāmyekaivalyat

 

Vyāsa — Yoga-Bhāṣya (s. V.)

 

yadā nirdhūta-rajas-tamo-malaṃ buddhi-sattvaṃ sattva-puruṣasyānyatā-pratyaya-mātrādhikāraṃ dagdha-kleśa-bījaṃ bhavati, tadā puruṣasya śuddhi-sārūpyam ivāpannaṃ bhavati | tadā puruṣasyopacarita-bhogābhāvaḥ śuddhiḥ |

Cuando el puro intelecto (buddhisattva) se libera de los impedimentos de rajas y tamas, (incluso) con sus semillas quemadas, y su actividad se reduce exclusivamente a la idea de diferencia (entre sattva) y puruṣa, entonces sattva entra en un estado de pureza igual al de puruṣa. En este caso, pureza significa ausencia de experiencias que puedan imputarse a puruṣa.

—Cuando la pureza de la contemplación (sattva) iguala la pureza de la mónada vital (puruṣa), hay aislamiento (kaivalya). Según comenta Woods, cuando el “poder contemplativo” (sattva) de la sustancia pensante queda libre de la contaminación producida por el “poder activo” (rajas) y la “fuerza de la inercia” (tamas), y su única tarea consiste en trascender la idea que se le ha presentado, de la diferencia entre sí mismo (sattva) y la mónada vital (puruṣa), y cuando todas las simientes internas de los obstáculos (kleśas) han sido quemadas, entonces el “poder contemplativo” (sattva) entra en un estado de pureza igual al de la mónada vital. Esta pureza no es otra que el estado en que ya no se atribuye falsamente la experiencia a la mónada vital. En esto consiste el “aislamiento” de la mónada vital (Zimmer, H. “Filosofías de la India”).

 

etasyām avasthāyāṃ kaivalyaṃ bhavatīśvarasyānīśvarasya vā vivekaja-jñāna-bhāgina itarasya vā |

En tal estado (de pureza) se produce la soledad trascendental, ya con poderes divinos o sin ellos, ya con conocimiento de la diferencia o sin él.

 

na hi dagdha-kleśa-bījasya jñāne punar apekṣā kācid asti | sattva-śuddhi-dvāreṇaitat-samādhijam aiśvaryaṃ ca jñānaṃ copakrāntam | paramārthatas tu jñānād adarśanaṃ nivartate | tasmin nivṛtte na santy uttare kleśāḥ |

Pues cuando las semillas de las impurezas han sido quemadas, no queda ya dependencia alguna respecto de ningún tipo de conocimiento. Por medio de la purificación del sattva, se logra realmente el poder (aiśvarya) y el conocimiento que surgen del samādhi, pero la verdad más elevada es la siguiente: mediante el conocimiento trascendente, la ausencia de visión llega a su fin, y cuando esto cesa desaparecen las impurezas descritas anteriormente.

—Como la sustancia pensante es material, está compuesta de los guṇas. La meta del Yoga es purgarla de rajas y tamas, de modo que solo quede sattva, que es claro y sin agitación y por lo tanto refleja sin distinción al puruṣa. Cuando el puruṣa es reflejado de este modo, solo falta un acto para obtener la liberación: el conocimiento de que el reflejo no es puruṣa..., es decir, se conoce que el reflejo de puruṣa en la esfera de la materia no es el puruṣa mismo. Este conocimiento es comparable al hecho de reconocer que uno se ha estado identificando con la propia imagen reflejada en un espejo. Así nos liberamos de ser absorbidos en el contexto del espejo (Zimmer, H. “Filosofías de la India”).

 

kleśābhāvāt karma-vipākābhāvaḥ | caritādhikārāś caitsyām avasthāyāṃ guṇā na puruṣasya dṛśyatvena punar upatiṣṭhante |

Sin impurezas, el karma no fructifica. En tal estado, los guṇas finalizan con su implicación y ya no aparecen más como objetos de puruṣa.

 

tat puruṣasya kaivalyam | tadā puruṣaḥ svarūpa-mātra-jyotir amalaḥ kevalī bhavati ||55||

Esto es el aislamiento trascendental de puruṣa; ahora puruṣa permanece aislado como luz pura en su auténtica naturaleza.

—La purificación de citta que se realiza en el curso de muchas existencias, se manifiesta en el hecho de que el sattva prevalece cada vez más. En el santo el citta está constituido solo por sattva y es claro como el cristal. Pero la meta del Yoga no consiste en purificar el citta y en producir de ese modo mejores condiciones para las reencarnaciones; el Yoga quiere más bien realizar la liberación. Para eso no basta, como en el sāṃkhya, “el conocimiento de la diferencia” del verdadero yo, del puruṣa, frente a la sustancia pensante, que es un producto de la naturaleza primordial. Este conocimiento es en Patañjali solo un requisito precursor del objetivo final. La salvación solo puede ser hecha realidad aquietando el citta en la concentración, de modo que se elimine todo oscurecimiento del verdadero ser del puruṣa por la sustancia pensante (Glasenapp, H.V. “La filosofía de los hindúes”).

 

Bhoja — Rāja-Mārtanda (1018-1060)

||3.55|| sattvapuruṣāvuktalakṣaṇau tayōḥ śuddhisāmyē kaivalyaṅ sattvasya sarvakartṛtvābhimānanivṛttyā svakāraṇē.nupravēśaḥ śuddhiḥ, puruṣasya śuddhirupacaritabhōgābhāva iti dvayōḥ samānāyāṅ śuddhau puruṣasya kaivalyamutpadyatē mōkṣōbhavatītyarthaḥ. tadēvamantaraṅgaṅ yōgāṅgatrayamabhidhāya tasya ca saṅyamasaṅjñāṅ kṛtvā saṅyamasya ca viṣayapradarśanārthaṅ pariṇāmatrayamupapādya saṅyamabalōtpadyamānāḥ pūrvāntaparāntamadhyabhavāḥ siddhīrupadarśya samādhyāśvāsōtpattayē bāhyā bhuvanajñānādirūpā ābhyantarāśca kāyavyūhajñānādirūpāḥ pradarśya samādhyupayōgāyēndriyaprāṇajayādipūrvikāḥ paramapuruṣārthasiddhayē yathākramamavasthāsahitabhūtajayēndriyajayasattvajayōdbhavāśca vyākhyāya vivēkajñānōtpattayē tāṅstānupāyānupanyasya tārakasya sarvasamādhyavasthāparyantabhavasya svarūpamabhidhāya tatsamāpattēḥ kṛtādhikārasya cittasattvasya svakāraṇē.nupravēśātkaivalyamutpadyata ityabhihitamiti nirṇītō vibhūtipādastṛtīyaḥ.

Ya se han mencionado las características de la luminosidad del intelecto (sattva) y del sí mismo. En la igualdad de pureza de ambos se da el estado de soledad trascendental (kaivalya). La pureza de la luminosidad o cualidad pura de la mente, consiste en su ingreso en su propia causa, en virtud de la completa desaparición de la falsa noción de considerarla bajo su condición de agente. La pureza del sí mismo consiste en la inexistencia de su supuesta fruición de la existencia (bhoga). Cuando ambos alcanzan igualdad de pureza, surge el estado de soledad trascendental del sí mismo, que es la liberación (mokṣa). Este es el sentido. Se ha descrito esta triada yóguica, que es el miembro interno, estableciéndose que su nombre colectivo es saṃyama. Se ha explicado la triple transformación del saṃyama, con el fin de describir su esfera de acción. Se han expuesto los poderes que surgen de la fuerza del saṃyama, bajo su aspecto antecedente, ulterior e intermedio. Con el fin de estimular la confianza en el énstasis, se han descrito los poderes externos, referidos al conocimiento del universo, por ejemplo, y los poderes internos, referidos, por ejemplo, al conocimiento de la disposición del cuerpo. Se ha dicho en qué consiste la conquista de los sentidos y de los alientos vitales, que son medios previos al logro del énstasis; y se ha expuesto, sucesivamente, en qué consiste la conquista de los elementos, de los sentidos, y de la cualidad pura o intelecto (sattva), conjuntamente con sus etapas, con el fin de lograr alcanzar la meta del “sí-mismo-esencial”. Se ha descrito la forma propia de la condición final del estado del énstasis total, que es liberador. Se ha explicado cuáles son los diferentes medios que conducen a la obtención del conocimiento discriminativo. Ha quedado establecido que al ingresar en su propia causa la cualidad pura de la mente, cumpliendo la función suprema de la contemplación, surge el estado de soledad trascendental.

 

Śaṅkara Bhagavatpāda — Yoga-Bhāṣya-Vivaraṇa (s. XIV)

El conocimiento y poder proporcionados por el Yoga ha sido completado, y no existe conocimiento o poder superior a éste. A pesar de que todo lo que consiste de los tres guṇas es de naturaleza opuesta a puruṣa, y viceversa, ya que la transformación apunta a la idea de separatividad del puruṣa, se dice que es como si se hubiese alcanzado una pureza comparable. Quien observa correctamente (saṃyogdarśin) se da cuenta que todo consiste de los tres guṇas y que la idea de librarse de la ignorancia consiste en liberarse de ellos. De esta forma se logra la independencia absoluta respecto al conocimiento alcanzado en el estado intermedio. El conocimiento y el poder proporcionado por el Yoga son un logro colateral conseguido al purificar la mente (sattva) en el curso del camino hacia la visión correcta (saṃyogdarśana). Este trabajo tiene como objetivo únicamente la visión correcta y no los logros materiales que proporcionan el conocimiento y el poder.

 

Samādhi Pāda | Sadhana Pāda | Vibhūti Pāda | Kaivalya Pāda

Anterior | III.55 | Siguiente

© Yogadarshana – Yoga y Meditación